Ataques contra buques petroleros en el golfo de Omán hacen crecer las tensiones en la región y elevan los precios del crudo

Ataques contra petroleros

Sendos ataques contra dos petroleros en el golfo de Omán dejaron a uno en llamas y ambos a la deriva. Así lo informaron las empresas de transporte. Este hecho amenaza con acrecentar las tensiones en la región. Ello elevó los precios del petróleo en un 4 por ciento. El aumento se produjo ante las preocupaciones por el efecto que el incidente tendrá sobre los suministros de Medio Oriente.

Uno de los barcos afectados es el "Front Altair", con bandera de las Islas Marshall y operado por la naviera noruega Frontline para la petrolera taiwanesa CPC. El otro es el "Kokuka Courageous", con bandera de Panamá y propiedad de una empresa japonesa.

El "Front Altair" se incendió en aguas entre los estados árabes del Golfo e Irán. Esto, después de una explosión que una fuente atribuyó a una mina magnética. La tripulación del barco noruego fue recogida por un barco en el área y pasó a un bote de rescate iraní. La nave llevaba un cargamento de etanol de Catar a Taiwán. Registró un incendio a bordo cuando se encontraba a 25 millas del puerto iraní de Jask.


Cuando el barco se incendió, 23 tripulantes saltaron al agua. Allí, un barco cercano los rescató y los entregó a una unidad de rescate iraní, informaron medios locales.

El "Kokuka Courageous" fue abandonado luego de ser golpeado por un presunto torpedo, dijo la empresa que alquiló el barco. La embarcación viajaba desde Arabia Saudita rumbo a Singapur con un cargamento de metanol, cuando sufrió un incendio, a unas 28 millas de Jask. Veintiún tripulantes saltaron al agua y fueron rescatados

Las imágenes de la televisión iraní mostraron llamas y columnas de humo saliendo de unos de los buques.

Ataques contra petroleros hacen crecer las tensiones

Los ataques contra los buques petroleros fueron los segundos en un mes cerca del estrecho de Ormuz. El paso es una importante vía fluvial estratégica para los suministros mundiales de petróleo.

Estados Unidos y Arabia Saudita culparon a Irán por los ataques del mes pasado con minas de lapa en cuatro petroleros frente a las costas de los Emiratos Árabes Unidos. Teherán niega estas acusaciones.


Las tensiones han aumentado desde que el presidente Donald Trump, quien exigió que Teherán frene sus programas e influencia militares en Medio Oriente, sacó a Estados Unidos de un acuerdo entre Irán y las potencias mundiales para frenar las ambiciones nucleares de Irán.

Estos nuevos ataques se produjeron cuando Shinzo Abe, primer ministro de Japón (un gran importador de petróleo iraní hasta que Washington incrementó las sanciones), estaba visitando Teherán. Abe instó a todos los lados a no dejar que las tensiones aumenten.

El funcionario nipón también habló acerca del impacto de las sanciones de EEUU en las transacciones económicas y financieras entre Japón e Irán. En este sentido, Abe aseguró que su país mantendrá los esfuerzos por allanar el camino para comprar petróleo iraní y preservar los lazos económicos bilaterales.

La Quinta Flota de la Marina de los Estados Unidos, con sede en Bahrein, dijo que estaba asistiendo a los dos petroleros el jueves después de recibir llamadas de socorro. Gran Bretaña dijo que estaba "profundamente preocupada" por las explosiones reportadas el jueves y estaba trabajando con socios en el tema.

Pronunciamiento de Washington

Estados Unidos continuará evaluando la situación en el Golfo de Omán luego de un ataque a dos petroleros, dijo el jueves la Casa Blanca en un comunicado.

"El gobierno de los Estados Unidos está brindando asistencia y continuará evaluando la situación", dijo la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders.

Moscú pide cautela

Rusia advirtió contra la prisa por atribuir la culpa de un presunto ataque a los petroleros en el golfo de Omán. El gobierno de Moscú expresó que el incidente no debe usarse para avivar las tensiones con Teherán, informó la agencia de noticias RIA de Rusia.

"Aprovecharía la oportunidad para advertir contra conclusiones apresuradas, contra los intentos de culpar a los que no nos gustan". Así lo expresó el viceministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Ryabkov, citado por RIA.

"Últimamente hemos estado viendo una campaña de fortalecimiento de la presión política, psicológica y militar sobre Irán. No quisiéramos que los eventos que acaban de suceder, que son trágicos y sacudieron el mercado mundial del petróleo, se usen de manera especulativa para agravar aún más la situación en un sentido anti-iraní", dijo Ryabkov.

Rusia e Irán comparten intereses comunes en el Medio Oriente. Moscú se ha manifestado en contra de la decisión de Washington de retirarse unilateralmente de un acuerdo con Teherán sobre su programa nuclear e imponer sanciones.

Empresa noruega afirma que el "Front Altair" permanece a flote

El  "Front Altair", uno de los dos petroleros objeto de los ataques, todavía estaba a flote después del incidente, dijo Robert Hvide Macleod, jefe ejecutivo de Frontline Management, la compañía propietaria del barco. Las 23 personas que estaban a bordo estaban "seguras", agregó el directivo, citado por el periódico noruego VG.


La agencia oficial de noticias iraní, Irna, había citado anteriormente informes de medios extranjeros de que uno de los dos barcos se había hundido.

La Autoridad Marítima de Noruega dijo que el "Front Altair", de 111,000 toneladas, fue "atacado" y que hubo tres explosiones, pero no se reportaron heridos a bordo.

 

Para más información visite Energia16

Lea también:

Dos petroleros de Arabia Saudita fueron atacados cerca de los Emiratos Árabes Unidos

 

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Dimas Ibarra
Cargue Más En Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

Irán interceptó buque petrolero británico en estrecho de Ormuz

Las tensiones entre Londres y Teherán crecieron esta semana luego de que buques militares …