Un modelo energético para frenar el cambio climático

El cambio climático, un problema global

Joaquin Robles es Account Manager en XTB. Licenciado en Ciencias Empresariales, y ha cursado un Máster en Finanzas en el Instituto de Estudios Bursátil.

Por Joaquin Robles
01/2/2018

El cambio climático es un problema del que cada vez somos más conscientes. Aunque todavía haya gente que insista en negarlo. Los daños que produce sobre el medioambiente son
más que evidentes y, a pesar de conocer la necesidad de iniciar progresivamente una transformación energética. Son muchas las complejidades que están retrasando esta transición
más que necesaria.

La transformación energética consiste en la sustitución del modelo energético actual. Caracterizado por el uso de las energías convencionales con grandes infraestructuras de generación, como la térmica y la nuclear. Esto por las energías renovables con el objetivo de luchar contra el cambio climático, proteger la salud de las personas y reducir los riesgos económicos. Este
nuevo modelo facilitaría unos precios más predecibles y asequibles. Además podría ayudar a disminuir las tensiones geopolíticas, propias de un modelo sustentado en la dependencia energética.

A pesar de toda la inversión que se ha realizado en España en los últimos años para fomentar la energía verde. Todavía estamos muy lejos de convertirnos en una economía sostenible por
medio de la energía renovable. Actualmente, la distribución del consumo de energía en España está encabezada por el petróleo con un 40,3%, le sigue el gas natural con un 18,5%, el carbón con un 10,7%, la nuclear con un 9,6%. La hidráulica con un 4,7% y renovables con un 16,2%, todavía lejos del objetivo de generación de energía verde del 20% para el año 2020.

Aunque parece un dato muy bajo, si tenemos en cuenta el énfasis que se ha hecho en la transición energética en España. Estamos por encima de la media europea, que se sitúa en el 14,3% y aún más de la media mundial que se sitúa en el 2,8%. La Unión Europea es responsable del 37,7% de la energía renovable y cuenta con los planes más ambiciosos para transformar el modelo energético actual.

En los próximos años, España deberá determinar una nueva planificación energética derivada del acuerdo de París, que pretende reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en ámbitos como la producción de energía, el transporte o la edificación para el 2030 y 2050. El gran problema radica en la elaboración de un plan que cuente con el apoyo de los grandes partidos políticos y determine la mejor forma de sustituir la energía nuclear. Estas tienen gran relevancia actualmente, por energías renovables de manera sostenible. Aunque las intenciones de los principales países de la Unión Europea son buenas, todavía falta determinación y compromiso para cumplir con los objetivos de transformación energética y mantener el aumento de temperatura media mundial por debajo de los dos grados respecto a los niveles preindustriales de cara a 2030.

Durante el año 2015, la totalidad de los países europeos situaban el uso del carbón, petróleo y gas por encima del 30% para producir electricidad, llegando al 60% en el caso de Italia o al 90% en caso de Polonia.

Todavía estamos muy lejos de los ambiciosos objetivos proyectados para 2030 y una de las grandes causas son el excesivo poder que las empresas de la industria energética tienen sobre los
estados, que presionan para llevar a cabo una transición mucho más lenta.

El caso español es aún más grave, ya que además de no haber ningún calendario de cierre de las plantas de carbón. Al contrario de otros países de la UE, se han extendido las ayudas al carbón hasta el año 2018, situándose como uno de los países que más apoya a este sector. Además se han recortado las subvenciones a las renovables e implantado un impuesto al autoconsumo, totalmente contrario a los compromisos que tiene con sus socios europeos.

 

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Energía 16
Cargue Más En Tribuna

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

China manifiesta quejas por aranceles estadounidenses e inversión en energías renovables

A los aranceles de Estados Unidos sobre China se sumó la inversión en placas solares fotov…