Acuerdo del sector marítimo acelera construcción de barcos cero emisiones

Acuerdo del sector marítimo acelera construcción de barcos cero emisiones

Por Erika Hidalgo López
14/04/2018

Los buques responsables del transporte de más de 80% del comercio global operarán con cero emisiones en 2030. Se estima que  la mayoría de las embarcaciones recién construidas no usarán combustibles fósiles. La medida se acerca a uno de los objetivos planteados en el Acuerdo de París por el sector.

La decisión fue considerada como el mayor acuerdo climático en lo que va de año por la Organización Marítima Internacional (IMO). Recientemente, más de 170 países firmaron un discutido documento final.

La importancia del pacto sectorial luce relevante. Y es que el transporte marítimo ya emite 2% de los gases de efecto invernadero en todo el mundo. Debido a ello, podría llegar a ser responsable por 20% de las emisiones en 2050, si no se hace nada. “Si fuera un país, el transporte marítimo sería el sexto mayor emisor global”. Así los reseña un reporte de la IMO.

La hoja de ruta definida fue diseñada para reducir al menos 50% de las emisiones de gas carbónico del sector hasta 2050. Ello a partir de los niveles de 2008. La meta es expandir esta acción al 100% hasta mediados del siglo.

Barcos cero emisiones son prioridad para el sector

Kitack Lim, Secretario General de la organización, dijo que "el texto puede no ser satisfactorio para todos. Pero representa un término medio fuerte. En este contexto, creo que el compromiso engloba una solución que debe ser capaz de mantener todos a bordo".

El pacto firmado esta semana en la IMO recuerda a la industria y a los inversores que la era de los combustibles fósiles está llegando a su fin. Para los involucrados, la acción asumida representa un avance positivo para limitar el calentamiento global. Además, honra el acuerdo sectorial para reducir los gases de efecto invernadero desde que se firmó el Protocolo de Kioto en 1997.

Según la información recibida por Energía16, el experto en Energía y Navegación del UCL Energy Institute, Tristan Smith, señala que es probable que la meta sea aún más rigurosa. Dice que con un nivel más bajo de ambición, la industria marítima debe someterse a cambios tecnológicos rápidos. La idea es producir buques cero emisiones. Por ello, se debe pasar de combustibles fósiles a una combinación de electricidad y combustibles renovables, derivados de hidrógeno y potencialmente bioenergía.

Smith considera que estos cambios lucen enormes para una industria global como esta. Sin embargo se trata de una flota de más de 50.000 buques. Una encuesta dirigida por el Reino Unido mostró que, con el nivel correcto de inversión y mejor reglamentación, esas reducciones pueden ser alcanzadas”, enfatiza el analista.

Fue complejo llegar a un acuerdo para emprender tarea cero emsiones

En medio de fuertes desacuerdos en las reuniones, hubo objeciones específicas al texto final.  No obstante, los países que más detentan la posesión o el registro de buques apoyaron el acuerdo, y sólo dos países (Arabia Saudí y Estados Unidos) se opusieron al texto.

"La IMO debería y podría haber ido mucho más allá, a no ser por la oposición dogmática de algunos países liderados por Brasil, Panamá y Arabia Saudita", dijo Bill Hemmings, director de transporte de Transport & Environment.

"Esta decisión coloca el transporte marítimo en una ruta prometedora. Ahora, el sector se comprometió oficialmente con el concepto de descarbonización y la necesidad de reducir sus emisiones. Esto es fundamental para el cumplimiento del acuerdo de París".

Mark Lutes. Observador del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF por sus siglas en inglés) ha acompañado las negociaciones del sector marítimo. Este experto alerta: "Las medidas a corto plazo serán objeto de debate en las próximas reuniones de la IMO a fin de año. Hay un fuerte apoyo para la implementación rápida. Pero el mismo grupo de países que resistió las metas de reducción absoluta en esta reunión quiere aplazar cualquier implementación de nuevas medidas hasta 2023, cuando se adopte la estrategia revisada.

John Maggs, presidente de Clean Shipping Coalition y consejero sénior de políticas en Seas At Risk, coincide con Lutes. Tenemos, dice, un acuerdo importante. Señala que ese nivel de ambición requerirá un cambio sectorial para nuevos combustibles y tecnologías de propulsión. Lo que suceda a continuación es crucial. La IMO debe actuar rápidamente para introducir medidas que reduzcan las emisiones a corto y largo plazo. Sin ellas, los objetivos del Acuerdo de París permanecerán fuera de alcance".

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Erika Hidalgo
Cargue Más En Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

Enel Green Power España construye su mayor parque solar en el país

La división de energías renovables de Endesa, Enel Green Power España (EGPE) inició la con…