OPEP: Mercado petrolero mantendrá en 2020 el leve crecimiento que tuvo en 2019

El crecimiento económico mundial se desaceleró en 2019, afectando al mercado petrolero. Las disputas comerciales condujeron a la reducción del consumo final. También hicieron que el crecimiento de la inversión se desacelerara.

En el lado positivo, la desaceleración del comercio mundial probablemente ha tocado fondo. Por ello, los analistas están a la espera de que la tendencia negativa en la producción industrial observada en 2019 se revierta en 2020. Como resultado, el crecimiento económico se estima en 3,0% para 2019 y 2020.

Así se deprende de los informes sobre perspectivas para 2020, de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

Acuerdos comerciales en la mira

El progreso reciente en varios acuerdos comerciales, como la conclusión de la Asociación Económica Integral Regional de las naciones de Asia y el Pacífico, puede proporcionar la base para revitalizar el impulso en el comercio mundial, aunque persisten los desafíos, en particular con respecto a las conversaciones comerciales en curso entre los Estados Unidos y sus socios, particularmente China.

Si bien las políticas monetarias mundiales siguen siendo acomodaticias, los altos niveles de deuda en muchas economías importantes representan cierto riesgo. Los problemas fiscales plantean desafíos adicionales en algunos países miembros de la UE, Brexit y la desaceleración en curso de Japón. Los desequilibrios fiscales en las economías emergentes y en desarrollo también pueden tener un efecto negativo en el crecimiento económico mundial, mientras que los recientes disturbios sociales en algunas economías pueden agregar más presión a la baja.

Crecimiento en demanda petrolera

Según las estimaciones de la Organización de Países Exportadores de Petróleo, el mercado petrolero terminará mostrando un crecimiento de la demanda mundial por el orden de los 0,98 millones de barriles por día en 2019. Este leve repunte obedece, principalmente, al enfriamiento de los indicadores macroeconómicos en las principales economías globales.

En el caso de los países de la OCDE, se estima que la demanda de petróleo crecerá un marginal de 0,02 millones de barriles en 2019, debido a una demanda más lenta de lo esperado en las Américas y Asia Pacífico.

Sin embargo, los requisitos de diésel más débiles de lo esperado en EEUU, en medio del ritmo más lento en la actividad de fabricación y construcción, limitaron el crecimiento de la demanda en el año 2019.

En Asia Pacífico, los importantes cambios en las plantas petroquímicas redujeron la demanda de materias primas petroquímicas, especialmente en el primer semestre.

En 2020, se espera que la demanda mundial de petróleo crezca en 1,08 millones de barriles por día, con la OCDE creciendo en 0,07 millones.

Menor suministro No-Opep

Por el lado de la oferta, el crecimiento del suministro de petróleo no perteneciente a la OPEP en 2019 ha sido inferior a las expectativas iniciales del mercado, situándose ahora en 1,82 mb/d en comparación con la proyección inicial de 2,10 mb/d en julio de 2018.

En 2020, se espera que el suministro fuera de la OPEP experimente una desaceleración continua en el crecimiento, debido a la disminución de la inversión y a las menores actividades de perforación en el petróleo ajustado de EEUU.

Ahora se pronostica que el suministro no perteneciente a la OPEP crecerá en 2,17 mb/d en 2020, lo que representa una revisión a la baja de alrededor de 0,27 mb /d desde los pronósticos iniciales en julio de 2019 a raíz de las revisiones a la baja en el suministro de petróleo de los EEUU.

De acuerdo a los datos de la OPEP, el esfuerzo de los países que participan en la llamada Declaración de Cooperación (DoC) “ha ayudado al mercado mundial del petróleo a mantenerse relativamente equilibrado en 2019”.

Este grupo de naciones está conformado por los miembros del cartel, junto a algunos de los mayores independientes, liderados por Rusia. Esta alianza es conocida como OPEP+.

Los países que participaron en el DoC reafirmaron su compromiso continuo para lograr mantener y consolidar la estabilidad del mercado petrolero más allá de 2019. Por ello, decidieron en diciembre ajustar la producción en 500 mil barriles por día. Este recorte se suma al ajuste anterior de 1,2 millones. De esta manera totaliza 1,7 millones a partir de enero de 2020.

Esto es para estabilizar el mercado en interés de los consumidores y productores, así como el bienestar de la economía global“, afirma la OPEP.

Para más información ingresa a Energia16

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Dimas Ibarra
Cargue Más En Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *